¿Cuáles son los usos y características de un dispensador de celo de sobremesa?

¿Cuáles son los usos y características de un dispensador de celo de sobremesa?

Un dispensador de celo de sobremesa o también llamado distribuidor de celo es una máquina de embalaje manual para dispensar la cinta adhesiva.

Se trata de una herramienta muy sencilla, de tamaño pequeño, pero, de grandes ventajas y diferentes usos, imprescindible en cualquier tienda.

Es muy sencillo de utilizar, sirviendo para dispensar trozos de cinta adhesiva de PVC o celo para cerrado o embalaje de cajas y productos.

Existen diferentes tipos de dispensadores manuales en tamaños y características, manuales o semiautomáticos, en diferentes anchos y colores.

Usos de un dispensador de celo de sobremesa

Los dispensadores de celo permiten cortar la cinta adhesiva de forma muy rápida y sencilla, además de con mayor precisión que manualmente.

Son muy usados en todo tipo de tiendas para embalaje de regalos, envoltorio de bolsas, cerrado de productos, pegado de etiquetas.

Por ejemplo en farmacias para pegar el código de barras de los medicamentos a la receta o para el cierre de bolsas de papel.

En fábricas o pequeños almacenes para el precintado de pequeñas cajas, bolsitas de productos, así como la envoltura de regalos.

El dispensador permite cortar la cinta y dispensarla evitando que perdamos el extremo de la bobina y ayudando a ahorrar muchísimo tiempo en cortarla.

Los dispensadores de celo de sobremesa también son utilizados en alimentación para envasar galletas, productos de bollería, panadería, frutas y verduras.

Disponen de una cuchilla pequeña muy segura para el operario y que además corta la cinta adhesiva con gran precisión y rapidez.

¿Qué dispensador necesito?

Elegir el dispensador ideal para nuestros productos dependerá como siempre de nuestras necesidades, producción y presupuesto.

Si hablamos de pequeñas tiendas, negocios como farmacias o panaderías y empresas con menor producción entonces elegiremos uno manual

Para producciones algo mayores entonces hablaríamos de un distribuidor o dispensador de celo de sobremesa semiautomático.

Y para líneas de producción, negocios grandes y exigencias mucho mayores entonces necesitaríamos un dispensador automático.

La principal diferencia de uno semiautomático a uno automático es que uno utiliza una palanca y el otro automáticamente corta la cinta.

Para oficinas o despachos también sería uno manual el más apropiado, a no ser claro está que hablemos de empresas grandes.

Todo dependerá del uso que vayamos a darle y es que como siempre decimos contra más azúcar más dulce.

La comodidad es uno de los aspectos a tener cuenta al elegir entre un dispensador manual y uno semiautomático.

¿Y el precio?, ¿existe mucha diferencia?, entre un modelo manual y semiautomático hay bastante diferencia, pero, la necesidad premia.

dispensador de celo de sobremesa

Los dispensadores semiautomáticos siguen siendo máquinas manuales, pero, dispensan la cinta y la cortan de forma automática.

Lo único que debe hacer el operario es coger el trozo de cinta ya cortado y pegar sobre la caja o producto, simple, rápido y con excelentes resultados.

¿Requieren mucho mantenimiento?

Por último y respecto al mantenimiento procuraremos que la cuchilla siempre esté limpia, si quedan trozos de celo no cortará igual.

Si la cuchilla no corta o le cuesta mucho quizás debamos cambiarla, aunque duran muchísimo por lo que no debe preocuparnos.

Su duración es bastante elevada, siempre que hagamos un buen uso nos pueden durar años y años, ofreciendo un gran resultado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba